GASTRONOMÍA

Alta Cocina

Arte y perfección en la gastronomía

El término Alta Cocina, proviene del francés “Haute Cuisine”, concepto utilizado hace varias décadas para denominar a la gastronomía practicada en los grandes hoteles y restaurantes de Europa.

 

En los últimos años, los chefs de todo el mundo han demostrado que las nuevas técnicas donde el contraste de sabores de los ingredientes tradicionales locales con los provenientes de otras regiones y la creatividad artística en colores y diseños son los ingredientes perfectos para preparar verdaderas obras de arte, en las cuales la presentación, el sabor y la textura de cada platillo conforman la esencia de la alta cocina. 

 

La alta cocina ha sido históricamente sinónimo de creatividad. Se caracteriza por el uso de insumos de gran calidad, por la presentación sencilla y estilizada de sus platillos, y por porciones pequeñas que reflejan suavidad y limpieza. La preparación es importante, no abusa de las especias y condimentos; mientras más natural esté el producto, mejor conserva su sabor. 

 

Comer se ha vuelto un arte y los chefs de todo el mundo han decidido destacar por su refinada comida. Sus creaciones con carnes, aves o mariscos son un deleite para el paladar: medallones, puntas o filetes marinados o salteados, en brocheta o al vino blanco, cualquiera que sea su elección será un placer.

La versatilidad en combinaciones de frutas y vegetales se presta para realizar los más finos y deliciosos platillos, faci- litando que los productos puedan ser presentados de formas muy diversas, tanto en entradas, sopas, cocteles, como en platos principales, ensaladas o postres. 

 

La repostería ha hecho uso de esos elementos al presentar postres exóticos de frutas, licores y especias de todo el mundo, acompañados por jaleas, salsas o espumas de ingredientes inimaginables. 

 

La exquisita sutileza del vino, ya sea tinto, blanco o rosado, se suma al placer culinario resaltando los sabores de manera equilibrada y dotando a la alta cocina de una nueva dimensión en presencia y sabores. 

 

Hoy, el renovado orden culinario de la alta cocina brilla, precisamente, por mostrarse como una gastronomía sin fronteras, ecléctica, que reúne aportaciones del mismo autor y da nueva vida a los sabores locales. 

 

La alta cocina es una cocina moderna, versátil, una nueva manera de crear diferentes y exquisitos platillos que aprovechan los ingredientes frescos disponibles. Es una cocina que se ha vuelto internacional en su búsqueda de sensaciones y sabores.

© 2018 by Woman Style Magazine

  • fb
  • tw
  • in